domingo, 20 de diciembre de 2009

La Alimentación Complementaria.

En la primera reunión del año 2010 se tratará este tema, que es el comedero de cabeza de muchas madres, bien sea porque se encuentran con un niño "mal comedor" o porque se hacen un lío con las recomendaciones a veces un poco liantes de los pediatras o de sus enfermeras.

Para empezar citaré a la OMS diciendo que la lactancia materna debe ser en exclusiva hasta los seis meses y a partir de esa fecha se puede ir empezando a introducir nuevos alimentos poco a poco (observad que he dicho se puede y no se debe) hasta llegar a los dos años en los que el niño comerá ya como un adulto (no de cantidad, sino de variedad).
Sólo en casos donde la madre por imposibilidad de compatibilizar sus horarios de trabajo con la lactancia materna y después de haber agotado todas las posibilidades de dar LM en diferente envase y por otra persona que no sea mamá, podría empezarse la AC no antes de los 4 meses y sólo en las horas que la madre no esté presente. Es preferible esto a introducir LA, ya que la leche de fórmula no deja de ser leche de vaca adaptada y como tal puede ser causante de alergias e intolerancias.

¿Cuando debería iniciar un bebé la AC?

La Asociacion Americana de Pediatria dice que lo ideal es que se den en el bebé cuatro premisas importantes, que son:

- Que muestre interés por los alimentos.
- Que sea capaz de mantenerse sentado sin ayuda externa.
- Que haya perdido el reflejo de extrusión, es decir, que no escupa la cuchara cada vez que se intente darle de comer.
- Sabe mostrar con gestos hambre y saciedad.

Todo esto suele cumplirse a los 6-7 meses de edad, pero cada niño es un mundo y por eso es mejor observarle.
La AC, como su propio nombre indica, complementa a la leche materna, por eso siempre debemos dar primero el pecho y luego ofrecer los sólidos. Esto deberá ser así al menos hasta cumplir el primer año. Luego podemos ir paulatinamente cambiando este ritmo siempre observando las preferencias del niño y sin obligar, porque posiblemente nos encontremos con un niño que siga prefiriendo durante mucho tiempo aún la teta antes que nada.

¿Con qué alimento empezar?

Pues en realidad da igual por lo que se empiece, un día se le puede dar fruta y otro verdura, lo que realmente importa es que cuando se empiece a darle otros alimentos debe ser de uno en uno y dárselo a probar en pequeñas cantidades y durante tres o cuatro días para observar posibles intolerancias o alergias. Así podemos empezar un día por plátano y al cabo de tres o cuatro días comiendo plátano y viendo que le sienta bien, se puede seguir por arroz y así sucesivamente.

¿Qué alimentos no debemos dar antes del año?

Tenemos que tener en cuenta que hay tres grupos de alimentos que son muy alergénicos y que la AEP considera que se debe postergar al año de vida, que son los lácteos, los pescados y los huevos. Ojo con los lácteos, como dije anteriormente, la leche de fórmula entra dentro de este grupo, pues a pesar de estar adaptada no deja de tener proteínas de leche de vaca que son las causantes de las alergias. Lo mismo con yogures y postres lácteos adaptados. Si un niño toma LM a demanda tiene cubierta las necesidades lácteas y no necesita otro aporte lácteo distinto. Tiene toda la vida por delante para comer yogures.
Hay otros alimentos altamente alergénicos que como tal no se deben dar a un niño hasta los tres años por riesgo de asfixia como son los frutos secos, pero debemos tener cuidado con los productos procesados ya que los pueden llevar camuflados hechos harinas. La soja, que es una legumbre, es bastante alergénica, con lo cual también hay que fijarse si lo que le damos lleva soja o algún derivado de la soja, como es la lecitina.
El resto de legumbres en las recomendaciones tradicionales hay de todo, unos pediatras las introducen antes del año y otros (la mayoria) después, realmente el problema de las legumbres es que son indigestas y pueden sentar mal al bebé, pero se puede ofrecer quitándoles la piel y siguiendo las recomendaciones del principio (no es lo ideal para empezar la AC, pero cuando el bebé lleva ya unos meses comiendo casi de todo, se le puede ofrecer).

¿Cómo hago para ofrecerle nuevos alimentos?

Lo habitual es hacer una papilla con el alimento en cuestión y dárselo con cuchara, pero hay otras opciones que nos evitan este paso (además hay niños que no toleran el puré, pero se desviven por probar del plato de sus padres). Se puede dar alimentos en grandes trozos que ellos puedan coger con su mano y mordisquear o aplastar con sus encías, así probarán los alimentos con su textura y sabor originales. Tiene la ventaja de que se acostumbran directamente a una comida más parecida a la que comerán de adultos y se evita así el "destete" del puré. Esta nueva corriente se llama Baby led weaning y en internet se puede leer bastante sobre ello.
Os dejo un vídeo de un niño de seis meses comiendo según este método.

video

No hay comentarios:

Publicar un comentario